ALABARSE VANAGLORIARSE EN COSAS VANAS.:

TEXTO: JEREMIAS.9:23-24.
INTRODUCCION:
A. Dios le advirtió al pueblo en los tiempos del profetas Jeremías que no se alabaran gloriaran en cosas vanas como son:
1. El sabio en su sabiduría.
2. El poderoso en su poder.
3. Ni el rico en su riqueza.
B. Lamentable la gente se alaba se vanagloria en estas cosas que no son de valor y que son pasajeras, así muchos cristianos también se glorían en estas cosas de las cuales no tienen ningún valor ni para Dios, ni para nuestra salvación.


C. Solo hay dos cosas en la que deberíamos gloriarnos y buscar con todo nuestro esfuerzo nuestro esmero estas son:
1. Entender a Dios.
2. Y Conocerle.
D. En estas dos cosas deberíamos gloriarnos y alabarnos en entender a Dios y conocerle tal y como El es. Estas dos cosas nos van a llevar al cielo, a la gloria eterna, y deberíamos dar todo por ello, sin importar lo que cueste.
E. Pero muchas veces perdemos de vista las cosas que son más importante en nuestra vida espiritual y buscamos y nos afanamos por las cosas pasajeras vanas.

I. NO DEBEMOS GLORIARNOS EN LA SABIDURIA HUMANA. JEREMIAS.9:23.
A. El ser humana se alaba se vanagloria en su sabiduría, y no en la de Dios, muchas veces el ser humano se esfuerza en creer que es mas sabio que Dios, por eso son muchos los que no aceptan los planes de Dios.
B. Por eso el sabio en su sabiduría dice: “Nadie Me ve” Isaias.47:10. Son muchos los que piensas que lo que hacen, nadie los está viendo, piensa que están solos, pero Dios está en todo lugar. Salmos.139:7-12. No hay nada oculto para Dios, pero el sabio quiere gloriarse en su sabiduría y pensar que nadie lo ve.
C. El sabio puede ser sobornado para torcer la justicia. Deuteronomio.16:19. Su sabiduría no le permite ser justo y cumplir la justicia.
D. Muchos son los sabios en sus propias opiniones y por eso se rebelan contra la voluntad de Dios. Proverbios.3:7; 26:5.
E. Por eso “ay de los sabios a sus propios ojos”. Isaias.5:21. Muchos son los que son sabios para hacer el mal pero no para hacer el bien. Jeremias.4:22.
F. Muchos son los que se creen sabios y desechan la palabra de Dios. Jeremias.8:8-9. La cambian por la mentira, su sabiduría no les deja ver que están mal, que están haciendo lo malo.
G. Muchos que profesan ser sabios se hicieron necios. Romanos.1:22. Y cambiaron la gloria de Dios incorruptible por una imagen corruptible. Romanos.1:23.
H. No debemos buscar la sabiduría humana porque esta nos llevara a la perdición a revelarnos contra Dios. Ya que esta sabiduría es terrenal, natural, diabólica. Santiago.3:15. Y Dios va a prender en su sabiduría al sabio. I Corintios.3:19.
I. No nos vanagloriemos en nuestra sabiduría porque daremos cuenta a Dios, seamos sabios para Dios, no para nosotros mismo ni para el mundo.

II. NO DEBEMOS VANAGLORIARNOS EN NUESTRA FUERZA FISICA. JEREMIAS.9:23.
A. Son muchos los que se vanaglorian en sus fuerzas físicas, muchos son los que gastan mucho dinero, horas en el gimnasio para tener un cuerpo musculoso, y gloriarse en su fuerza física, pero esto no vale de nada ante Dios.
B. El ejercicio físico aprovecha para poco. I Timoteo.4:8. El ejercicio físico nos ayuda para tener fuerza, pero esa fuerza para lo espiritual no nos ayudara en nada, mientras que la piedad aprovecha para mucho. Ya que nuestro cuerpo físico no tiene ningún valor contra los apetitos de la carne. Colosenses.2:23.
C. Por eso maldito el hombre que pone su esperanza en su fuerzas. Jeremias.17:5.
D. Cuando confiamos en nuestras propias fuerzas vamos a salir derrotados como Goliat que menosprecio a David. I Samuel.17:41-42. Porque se creía mas fuerte que David.
E. La fuerza física no nos ayuda en nada para la batalla espiritual, ya que nuestra lucha no es contra sangre ni carne. II Corintios.10:3-5.

III. NO VANAGLORIARNOS EN LAS RIQUEZAS. JEREMIAS.9:23.
A. Lamentablemente son muchos los que confían y se vanaglorian en sus riquezas, como si sus riquezas le van a dar la salvación, la vida eterna, muchos se engañan de esta manera.
B. Jesús pregunto ¿De qué sirve al hombre ganar todo el mundo? Y perdiere su alma. Mateo.16:26. ¿O que recompensa daremos por nuestra alma? No hay nada que podamos dar por nuestra alma sino, siendo fieles a Dios. El dinero no va a comprar nuestra entrada al cielo ni nuestra alma.
C. La Iglesia de Laodicea confiaba en sus riquezas. Apocalipsis.3:17. Pensaban que eran ricos, pero para Dios eran pobres, dignos de lástima, porque sus riquezas no les valía de nada en lo espiritual para salvar su alma.
D. Pablo le dijo a los ricos de este mundo que no confiaran en sus riquezas. I Timoteo.6:17.
E. Muchos son los que se jactan de sus riquezas, se vanaglorian. Salmos.49:6-9. No hay rescate alguno por el alma atraves de las riquezas.
F. El que confía en las riquezas caerá. Proverbios.11:28. Por eso no debemos poder nuestras confianzas en las riquezas ni vanagloriarnos en ella. Porque las riquezas no son para siempre no son eternas. Proverbios.27:24.
G. No debemos de enaltecernos por las riquezas. Ezequiel.28:5. Son muchas las personas que se vanaglorian cuando aumentan las riquezas.
H. Confiar en las riquezas es perder nuestra alma.

IV. DEBEMOS DE GLORIARNOS EN ENTENDER A DIOS. JEREMIAS.9:24.
A. No debemos de gloriarnos ni en nuestra sabiduría, ni en nuestra fuerza física, ni en las riquezas, pero si debemos de gloriarnos en entender comprender a Dios, su voluntad.
B. Por eso no debemos de ser necios en gloriarnos en cosas vanas, sino gloriarnos en entender cuál es la voluntad de Dios. Efesios.5:17. Entendiendo la voluntad de Dios podremos hacer lo que El nos pide, lo que El nos manda atraves de su palabra. Son muchas las personas que no quieren entender la voluntad de Dios y por ese motivo se van a perder porque quieren hacer la voluntad de ellos y no la de Dios.
C. Por eso debemos de estar siempre verificando- comprobando cual es la voluntad de Dios. Romanos.12:2. Lo que es bueno para El, no lo que es bueno para nosotros, lo que es aceptable a Él, no lo que es aceptable ante nosotros, porque lo que es bueno para nosotros tal vez no sea bueno para Dios, lo que puede ser aceptable para nosotros, tal vez no es aceptable para Dios. Isaias.55:8. Lo que es santo, perfecto para nosotros, tal vez no es santo ni perfecto para Dios. Por eso debemos gloriarnos en entender la voluntad de Dios.
D. Por eso debemos orar para poder crecer en entender cuál es la voluntad de Dios. Colosenses.1:9. Ya que entendiendo la voluntad de Dios podemos andar como es digno de Él. Colosenses.1:10. Podemos dar frutos y crecer.
E. Debemos de gloriarnos en entender a Dios. No a los hombres, sino a Dios.

V. DEBEMOS DE GLORIARNOS EN CONOCERLE. JEREMIAS.9:24.
A. Debemos de gloriarnos en conocer a Dios. Porque si le conocemos podemos tener confianza en El. Salmos.9:10. Si conocemos a Dios podemos tener confianza en El, porque Dios no abandona a los que le buscan.
B. La misericordia de Dios está siempre para aquellos que le conocen. Salmos.36:10. Aunque muchos lamentablemente conocen a Dios no le glorifican. Romanos.1:21.
C. Si conocemos a Dios no vamos a estar esclavizados. Galatas.4:9. Cuando no conocemos a Dios vamos a estar esclavizados en el pecado.
D. ¿Cómo podemos saber si conocemos a Dios? ¿O cuando sabemos que conocemos a Dios? Cuando guardamos sus mandamientos. I Juan.2:3. Cuando guardamos sus mandamientos eso demuestra que le conocemos, sino guardamos sus mandamientos demostramos que no le conocemos.
E. Debemos de gloriarnos en conocer a Dios para tener confianza en El. Si no le conocemos no podemos tener confianza en El.

CONCLUSION:
A. Lamentablemente muchas personas y aun cristianos se glorían en cosas vanas que no le darán la salvación por eso no debemos de gloriarnos en:
1. Nuestra Sabiduría.
2. Nuestra Fuerzas.
3. Nuestras riquezas.
B. Debemos gloriarnos en:
1. Entender A Dios.
2. Conocerle.
C. Debemos afanarnos y esforzarnos en estas dos cosas que nos llevaran a la salvación, a la vida eterna con Dios.

MARIO JAVIER MORENO CHAVEZ.
APARTADO POSTAL: CJ- 02.
MANAGUA- NICARAGUA. C.A.
30 de marzo de 2015.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*