TRES BENDICIONES PARA GOZAR EL FAVOR DE DIOS:

INTRODUCCION:
(Éxo 15:26 RV60)  y dijo:  Si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios,  e hicieres lo recto delante de sus ojos,  y dieres oído a sus mandamientos,  y guardares todos sus estatutos,  ninguna enfermedad de las que envié a los egipcios te enviaré a ti;  porque yo soy Jehová tu sanador.
En Mara una vez que las aguas fueron endulzadas, Dios se dirigió a su pueblo exhortándole a que tuvieran en cuenta sus condiciones para obtener su favor. Dios le prometió ser su sanador siempre y cuando cumplieran con tres condiciones explicadas en el versículo anterior.

ESCUCHAR ATENTAMENTE LA VOZ DE DIOS:

El escuchar su voz esto implicaría una entera disposición para obedecerle, (1Sa 15:22 RV60)  Y Samuel dijo:  ¿Se complace Jehová tanto en los holocaustos y víctimas,  como en que se obedezca a las palabras de Jehová?  Ciertamente el obedecer es mejor que los sacrificios,  y el prestar atención que la grosura de los carneros. El Rey Saúl al terminar de misión considero que había cumplido por completo el mandato de Dios. Samuel le contesta que Dios se complace con obedecerle ante que los holocausto.  (Jos 24:24 RV60)  Y el pueblo respondió a Josué:  A Jehová nuestro Dios serviremos,  y a su voz obedeceremos. Josué ante el pueblo procurando un compromiso nacional de obedecer su voz.

También implica reconocer a Jehová como único Dios. (Luc 5:5 NVI)  –Maestro,  hemos estado trabajando duro toda la noche y no hemos pescado nada –le contestó Simón–.  Pero,  como tú me lo mandas,  echaré las redes. El ejemplo de Simón, aunque tenían la certeza de que su pesca a sido nula, el echa la redes confiando en el.
Jesús dijo que sus ovejas reconocerías su voz. (Jua 10:3 NVI)   El portero le abre la puerta,  y las ovejas oyen su voz.  Llama por nombre a las ovejas y las sacas del redil. La Biblia nos representa como ovejas y Cristo nuestro pastor. Considerando el anterior versículo sus ovejas reconoceremos su voz y le obedeceremos.

HACER LO RECTO ANTE LOS OJOS DE DIOS:

(Hacer lo recto significaría: Ser integro, Justo, Perfecto) Implica mantener una vida santa. (2Re 20:3 RV60)  Te ruego,  oh Jehová,  te ruego que hagas memoria de que he andado delante de ti en verdad y con íntegro corazón,  y que he hecho las cosas que te agradan.  Y lloró Ezequías con gran lloro. Cuando Ezequías enfermo, y una vez que el profeta le dijo que arreglara su casa, el eleva sus rogativas a Dios recordándole como él se ha conducido delante de él, su vida había demostrado que había andado en rectitud.

Una razón básica para tal mandato es que Dios es Santo. (1Pe 1:16 RV60)  porque escrito está:  Sed santos,  porque yo soy santo. Aquí tenemos una razón para buscar la santidad, nos dice que él es santo.

El cristiano es instado a vivir en santidad. (Heb 4:14 RV60)  Por tanto,  teniendo un gran sumo sacerdote que traspasó los cielos,  Jesús el Hijo de Dios,  retengamos nuestra profesión. Aunque esta tarea nos parezca sumamente difícil, Cristo requiere de nosotros que vivamos en santidad él ha dado una razón más de peso.

ATENDER Y GUARDAR LOS MANDATOS DE DIOS:

Reconocer que su palabra es verdad. (Jua 17:17 RV60)  Santifícalos en tu verdad;  tu palabra es verdad. Una vez que reconocemos que podemos encontrar de su verdad, requiere que adaptemos sus palabras a nuestra vida y conducta.
Vivir de acuerdo a su voluntad.  (Luc 10:25 RV60)  Y he aquí un intérprete de la ley se levantó y dijo,  para probarle:  Maestro,  ¿haciendo qué cosa heredaré la vida eterna?(Luc 10:26 RV60)  El le dijo:  ¿Qué está escrito en la ley?  ¿Cómo lees?(Luc 10:27 RV60)  Aquél,  respondiendo,  dijo:  Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón,  y con toda tu alma,  y con todas tus fuerzas,  y con toda tu mente;  y a tu prójimo como a ti mismo.(Luc 10:28 RV60)  Y le dijo:  Bien has respondido;  haz esto,  y vivirás. Si logramos observar la respuesta de Jesús le remite a lo que está escrito, la primera ocasión le remite a lo que decía la ley, este hombre contesta muy bien. Y Jesús una vez más le remite a lo que está escrito diciéndole “… haz esto, y vivirás.” Si este realmente quería obtener la vida eterna, iba a hacer exactamente lo que estaba escrito.
En Cristo, el hombre obtiene el poder de Dios para vivir de acuerdo con la voluntad de Dios. (2Ti 3:16 RV60)  Toda la Escritura es inspirada por Dios,  y útil para enseñar,  para redargüir,  para corregir,  para instruir en justicia, (2Ti 3:17 RV60)  a fin de que el hombre de Dios sea perfecto,  enteramente preparado para toda buena obra. Según el diccionario Vine NT “inspirado por Dios (Theos, Dios; pneo, respirar), es decir, del mismo aliento de Dios. No hay duda que tenemos todas las herramientas necesaria para conocer de la voluntad de Dios.
Si el pueblo de Dios cumplía con estas condiciones, Dios seria su sanador y nunca les enviaría ninguna de las enfermedades que le envíos a los egipcios. Así que, bienestar y sumisión a la voluntad de Dios van de la mano.

 

* * * * * * * * * * * *

Pertenece a:

MANUEL LOPEZ LIRA.              

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*